Joan Adrián, fundador de Imazu: “Las personas voltean la mirada si algo está en movimiento”

Entrevistamos a Joan Adrián, fundador de Imazu, quien cuenta la historia de Imazu y el origen de esta fábrica de banderas.

En Imazu, desde hace 12 años, fabricamos banderas. Banderas, mástiles y todo tipo de soportes publicitarios y productos de impresión textil. Nacimos en Canarias en el 2008, donde somos los número 1 en banderas y mástiles, y dimos el salto a Madrid hace apenas 7 años. Hoy te invitamos a conocernos mejor desde dentro, a través de Joan Adrián, fundador de Imazu.

¿Cómo fueron los inicios?

Empezamos de cero en el 2008. Yo trabajaba desde mi casa y una costurera en la suya… Dábamos salida a los pedidos que conseguíamos y, poco a poco, fuimos a más. Compramos en el 2010 nuestra primera máquina de impresión digital y empezamos a imprimir en plan más profesional. Alquilamos un pequeño local en Santa Cruz de Tenerife de apenas 30 metros cuadrados. Más tarde, nos mudamos a un local de 100 metros y fuimos sumando compañeros hasta pasar a una nave industrial con maquinaria de gran formato, más costureras y más personal. Nos convertimos en la primera empresa local en fabricar banderas en las islas y eso nos ayudó mucho.

Y de Canarias, a Madrid…

Ya en Tenerife teníamos varios clientes de Madrid pero, viendo los gastos de transporte, en el 2013 decidimos instalar una máquina en Alcobendas para atender a los clientes directamente desde la península. Pronto, Madrid superó a Canarias en ventas y compramos una nave de 850 metros cuadrados y maquinaria mucho más profesional adaptada a la fabricación de banderas a gran o pequeña escala, lo que nos permite hacer frente a cualquier pedido, incluso si este es de un único ejemplar.

¿Cuál es vuestra actividad principal en Imazu?

Curiosamente, aunque se nos identifica con banderas, lo que menos hacemos son banderas institucionales y lo que más, banderas publicitarias, por ejemplo para marcas de coches como Renault o Ford, grandes firmas como McDonalds (uno de nuestros principales clientes) o empresas de alquiler de coches como Cicar (nuestro mayor cliente en Canarias, a quien le suministramos banderas y mástiles).

Pero, además, no solo imprimimos banderas, sino que hacemos miles de impresiones en distintos tipos de tela como, por ejemplo, carpas para exterior, cajas de luces, manteles o incluso pañuelicos para los Sanfermines. No en vano, nuestro logotipo reza “mástiles y banderas”, pero también “soportes publicitarios e impresión textil”.

En tu opinión, ¿cuáles crees que son los puntos fuertes de Imazu?

Somos fabricantes, tenemos la materia prima y también stock. Contamos con taller de costura propio, de modo que no subcontratamos este servicio y eso nos da garantías a la hora de entregar un trabajo. Destacamos en los plazos de entrega sobre otros intermediarios que no tienen fabricación porque somos capaces de llegar en el tiempo que el cliente requiere. Sumar una gran maquinaria, una gestión de compras acertada y potente (compramos en grandes cantidades para obtener el mejor precio lo que nos permite vender a un precio muy económico) y una infraestructura ajustada, hace que seamos muy versátiles y que podamos ofrecer un precio muy económico.

¿Quiénes son realmente vuestros clientes?

Nuestra finalidad de negocio es atender a intermediarios o distribuidores, y para llegar a ello, necesitamos vender a un precio tan económico que ellos puedan tener un margen y vender a su vez al cliente final, además, por supuesto, de garantizar la confidencialidad y respetar a sus clientes. Nuestros clientes son agencias de eventos, organizadores de eventos deportivos, cadenas hoteleras… y también, clientes directos, aunque en una menor medida.

¿Por qué es importante tener una buena bandera?

Una bandera da muy buena imagen a la fachada de tu negocio o entidad. Está en constante movimiento y, a nivel publicitario, no hay otro soporte que se le compare: las personas voltean la mirada si algo está en movimiento. Y, además, una bandera es un producto muy económico que se puede cambiar periódicamente a tu gusto, lo que da mucho juego. Un ayuntamiento o un hotel necesitan tener banderas nuevas para lucir la fachada en perfectas condiciones. Nuestro día a día se basa en la reposición de las banderas que vendemos.

¿Cuánto dura una bandera?

Depende de las condiciones del lugar en el que está expuesta y también de la propia bandera. Nosotros, por ejemplo, suministramos banderas en Lanzarote y Fuerteventura, donde hace muchísimo viento, al Campeonato Mundial de Windsurf. En ese caso, las banderas les pueden durar cinco días porque soportan vientos de 100 kilómetros por hora todo el tiempo. Sin embargo, tenemos, por ejemplo, banderas en Alcobendas que pueden durar un año. Depende de donde la pongas se conserva en buen estado muchísimo o muy poco.

En Imazu, Joan, empezasteis con la crisis del 2008 y ahora estamos inmersos en la del coronavirus… ¿Cómo os va?

Este año hubiese sido nuestro mejor año de todos, pero la pandemia ha parado los eventos, nuestro principal target de negocio. Todos los años han sido mejores que el anterior tanto en ventas como en beneficios salvo este, en el que vamos a volver a cifras del 2017 o 2018. En Canarias, hemos notado mucho la caída del turismo (los hoteles son nuestros principales clientes) y en Madrid, el descenso de los eventos. Pero nacimos en crisis y estamos acostumbrados a nadar contracorriente: siempre hemos salido adelante. Empezamos con la crisis del 2008, vendiendo lo justo en una temporada muy complicada, y desde entonces hemos ido evolucionando, quizá porque no estábamos acostumbrados a unas ventas. La crisis del 2020 nos está afectando en Canarias por el descenso del turismo y en Madrid por la cancelación de muchos eventos, uno tan relevante como las Olimpiadas de Tokio, citas que se han suspendido y para las cuales teníamos ya encargos de peso. Por suerte, ahora estamos haciendo todas las banderas de la Vuelta a España. Sea como sea, nacer en crisis te ayuda a encarar mejor esta situación.

¿Cuál es tu sueño, Joan?

Estoy contento con lo que somos a día de hoy y a lo que hemos llegado. Hemos pasado de ser un pequeño proyecto con tan solo dos personas a formar un equipo de 16 profesionales (7 en Canarias, 9 en Madrid), con dos plantas en Canarias y Madrid. Pero si me preguntas por lo que deseo, mi sueño es abrir una delegación fuera de España para atender al cliente de ese país de un modo más cercano… En Francia, por ejemplo.

¿Te gusta lo que estás leyendo?

Recibe gratuitamente nuestros contenidos y novedades destacadas.

Relacionados

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

No hay comentarios

IMAZU

Fabricante de soportes publicitarios, especializados en banderas publicitarias y mástiles para banderas de gran formato.